Etapa 17. Ratisbona – Vilshofen 121 km

Desde las 2h de la mañana que no ha dejado de llover. Lluvia fuerte aunque no iba acompañada de viento. A las 6.30h seguía lloviendo con la misma intensidad y no ha sido hasta las 9.30h que me he planteado recoger las cosas.

He salido del club de piragua a las 10h de la mañana con el chubasquero puesto pero a los 20 minutos me lo he sacado. Ya no había rastro de lluvia, aunque el cielo amenazara con sus nuves grises y espesas.

El camino ha sido muy fácil y, aunque he salido mucho más tarde de lo habitual, no se me ha hecho pesado.
La mayor parte del recorrido era por pistas ciclables asfaltadas, cosa que ayudaba a ir más rápido y sin tanto traqueteo.

Cuando estaba muy cerca del río, iba por encima del dique de contención, ahí había más arenilla y el paso era más lento, pero el paisaje era más agradable.

He ido pasando pueblos con mucha facilidad hasta que, en un momento dado, me he confundido y he empezado a seguir las indicaciones de otro pueblo. En mi defensa diré que todas las noches me estudio el mapa, me leo los pueblos e intento memorizarlos, pero hay algunos que se parecen mucho… El caso es que he seguido un camino que no tocaba pero no me he desviado mucho, así que he podido enlazar con el mío a los pocos kilòmetros.

A las 14h he parado para comer el pan y queso que me quedaba de ayer, ya llevaba 80km. He decidido seguir otros 40km más, jugando al pilla-pilla con una nube gris oscuro que me perseguía. Al final, he ganado yo y no ha conseguido mojarme. Jejeje…

Al llegar a Vilshofen, me he instalado en una especie de camping portuario. Es decir, la gente que tiene barcas puede dejarlas ahí, los que vienen en caravana pueden dormir y también hay césped para los que vamos en bici. Ha costado 5 euros + 1 euro por la ducha. Las instalaciones están limpias y el sitio es agradable, aunque no hay nadie en tienda, jeje… Lo mejor de todo es que puedo cargar todos mis dispositivos!! 

Al hacer el cheking en el “càmping” me han pedido el pasaporte covid. Nunca antes me lo habían pedido. Lo han escaneado pero les ha dado error… De todas maneras, han leído que tenía las dos dosis…

Tras instalarme y ducharme, he ido a pasear por el centro. Al ser domingo todo estaba cerrado a excepción de restaurantes. Después de pensármelo mucho, he acabado comprando un durum de pollo y una fanta de naranja. Sin duda, el alimento más proteico de estos 17 días… Y que bueno estaba!!! 

De vuelta al càmping, para cargar dispositivos, estudiar la ruta de mañana (que ya entro a Àustria) leer un poco y dormir. Ojalá mañana no llueva!!!

Un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s