Dia 37. Llegada a Ha Giang

A las 6:45 estábamos en la recepción del hotel esperando el minibús que ha llegado en cuestión de minutos.

A las 13 hemos bajado del bus, cerca de uno de los hoteles que estuvimos viendo ayer noche < Ha Giang Hostel) y hemos entablado conversación con el chico de la recepción para que nos informara acerca de la ruta circular en moto de 3 días.

Lo tienen todo muy bien montado. Las motos fuera para que podamos verlas y probarlas, papeles informativos sobre el alquiler de diferentes tipos de motos, el seguro….también ofrecen packs con todo incluido (guía, motos, seguro, gasolina, pernoctación y comida)

Hemos escogido unas motos semi automáticas. Eso quiere decir que tenemos que cambiar de marcha con una palanca en el pie izquierdo y frenar con otra palanca en el pie derecho + la del manillar derecho. Hemos estado un rato probándola para familiarizarnos y, después de dejar la ropa para lavar, hemos ido en busca de donde comer.

Ha Hiang no es un sitio demasiado turístico aún. Los hoteles están muy preparados para el alquiler de motos e informar sobre la ruta circular, pero no hay oferta turística y por ese motivo nos ha costado encontrar donde comer. También hemos entrado a una tienda, donde nos hemos probado un vestido y al ir a pagarlo hemos visto que tenía un pequeño descosido y, ahí mismo, nos lo han cosido.

Luego hemos vuelto a coger las motos para probarlas en subida y hemos ido a lo alto de una colina con pequeñas curvas serpenteantes. Una vez arriba, el camino para moto terminaba y tocaba subir 700-750 escaleras para llegar al mirador de arriba. Creo que esté viaje está siendo el que más escaleras hemos subido!!

Una vez arriba, bien sudadas, hemos hecho las fotos de rigor y hemos vuelto abajo, hemos comprado agua fresca y descansado y hemos vuelto a coger las motos para ir al hotel.

Tras la ducha y buscar información acerca de la ruta de mañana, hemos vuelto a coger las motos para ir a cenar y, cuando ya íbamos a salir ha empezado a diluviar. Hemos esperado bastante rato pero al ver que no amainava, no hemos tenido otra que salir con los chubasqueros pero, aún así hemos llegado empapadas.

El siguiente paso, como ya es rutinario, ha sido preparar la mochila pero esta vez dejamos la mochila grande en el hostel y nos llevamos la pequeña con lo justo y necesario para los próximos tres días.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s